Search
jueves 19 septiembre 2019
  • :
  • :

Bolivianos realizaron peregrinación de la Misericordia en Europa antes de participar en la JMJ

Graciela Arandia/ Polonia: El 2 de julio  la delegación boliviana conformada por 18 jóvenes de la Diócesis del Alto, la Arquidiócesis de Santa Cruz, Sucre y Tarija partieron rumbo a Europa, donde realizaron la Peregrinación de la Misericordia antes de participar de la JMJ que se llevará adelante del 25 al 31 de julio en Cracovia – Polonia. La Hermana María Caridad Vida, responsable de la delegación de Bolivia – El Alto nos relata en  esta crónica toda la vivencia de estos jóvenes que pasaron por: Madrid, Roma, Asis, Venecia, Verona, Bérgamo y Tayze Francia.

Salimos de La Paz a las 17:15, muchos de los jóvenes estaban muy emocionados. Antes de la partida nos reunimos para explicar sobre los documentos que habían recibido y el modo en que deberían utilizarlo durante todo el viaje.

Llegamos a Santa Cruz a las 6:15 de la tarde, en este punto se integraban 5 miembros más de la Delegación provenientes de Tarija, Sucre y Santa Cruz. Las familias de ellos, al igual de las de Él Alto, los esperaban hasta el momento en que pasaran por el tickeo del boleto. El vuelo 776 de BOA con rumbo a Madrid estaba casi listo. Al escuchar el primer llamado con los jóvenes hicimos una oración pidiéndole a Dios nos acompañe en el camino.

20160702_202511  

El viaje fue relativamente tranquilo, pero no descansamos como se debía. Por suerte nos atendieron muy bien en el avión. Y esto ayudó a la calma de los jóvenes. Al amanecer para nosotros, nos sirvieron el desayuno y, a la media hora estábamos aterrizando en el aeropuerto de Barajas (Madrid). Eran como las 2:30 de la tarde (8:30 hora boliviana) Teníamos un poco de miedo en migración ya que la visa schengen nos la brindó la embajada italiana y entrábamos a la Unión Europea por Madrid pero, gracias a Dios todo bien; entramos sin ningún inconveniente. Nos atrasamos al salir ya que algunos de los jóvenes buscaban baño y, lavarse un poco porque el calor era considerable. En los baños nos encontramos con otra delegación que iba a la JMJ y, al igual que nosotros organizaron una serie de actividades antes de su partida a Polonia.

20160703_090235

Saliendo del aeropuerto nos esperaban Olivia y una amiga de nombre Isabel. Se presentaron a los jóvenes y, al explicarles que pasaríamos la noche en el aeropuerto no les gustó la idea; de manera especial a Isabel de nacionalidad boliviana. Ella nos invitó a irnos a su casa a dormir, y Olivia aconsejo que mejor dejáramos nuestras cosas y saliéramos a dar algunas vueltas. Y así lo hicimos. Fuimos a casa de Isabel, nos invitó agua para calmar esa gran sed y, luego junto a ellas fuimos a almorzar a las 5 de la tarde a un restaurante. Ellas querían pagar la cuenta pero lo sentíamos injusto. Quizás, los que leen esta pequeña crónica dirán: Pero ¿Cómo? Si ellas están en Europa y ganan mucho dinero. Pues tienen razón, ganan mucho dinero, visto desde la mentalidad boliviana pero, desde la mentalidad europea, ese sueldo no es nada.

20160703_105800(0)

De veras que, al entrar a casa de Isabel, nos dimos cuenta de la situación que pasan muchos de nuestros compatriotas en España; nos dolió lo feliz que se sentían de que se les visitara, a pesar de compartir el mismo departamento entre tres familias; no es nada tener a nuestros parientes trabajando en el exterior, cualquiera pensaría que tienen todo en un país europeo pero… para poder mandar un poco de dinero a sus hogares deben sacrificarse en trabajos que muchas veces van más allá que las fuerzas humanas, y lastimosamente en nuestro país nunca consideramos el esfuerzo sino el famoso: GANAN MUCHO DINERO EN EUROPA. Estas dos bellas personas: Isabel (boliviana) y Olivia (ecuatoriana), nos llevaron a conocer algo de Madrid. Nos fuimos caminando a la plaza del toro (lugar de los grandes toreros españoles) y el famoso stadium del Bernabéu.

20160703_155453

Al tener estas dos hermosas visitas nos dirigimos a casa de Isabel para recoger nuestras mochilas. En el camino se despidió Olivia y, nos dijo que todos éramos sus sobrinos; realmente nos trató como si realmente fuera nuestra Tia. Olivia nos dijo que haría todo lo posible por acompañarnos para nuestro retorno a Madrid el 2 de agosto para conocer algunos lugares.

Llegamos todos a la casa de Isabel, y ella nos pidió oraciones por ella y toda su familia. Incluso tuvo la amabilidad de acompañarnos hasta la mitad del camino de ida al aeropuerto y, cuando vio que íbamos seguros, se despidió de nosotros. Llegamos al aeropuerto aproximadamente a media noche y, aprovechamos el momento para hacer oración con el rezo de completas y un buen examen de conciencia entre todos.

Tickeamos los equipajes en buena hora, esperamos algunos momentos y nuevamente nuestra Delegación emprendía vuelo.

m

Esta vez a la tierra de nuestros inicios cristianos. Llegamos al aeropuerto Roma – Ciampino a las 8:38 de la mañana, nuevamente nos retrasamos con las mochilas pero teníamos la certeza que alguien nos esperaba.

Al salir de la terminal de llegada vimos a Sor Bernarda Santamaría (ex misionera en Bolivia), quien con toda la amabilidad del mundo nos fue guiando para salir. Llego en un pequeño bus para llevarnos a una comunidad de las Hijas de María Auxiliadora en Roma. En el camino nos hablaba de una y otra manera pero los jóvenes andaban muy cansados y trasnochados pues casi nadie pudo dormir en el aeropuerto. Llegados al centro de Roma, llegamos al colegio San Giovanni Bosco y, la directora de la comunidad Sor María nos recibió con mucha alegría, de igual manera Sor María (responsable del oratorio). Cuando los jóvenes se fueron estableciendo en la sala que nos habían preparado las hermanas, Sor Bernarda fue a un Supermercado donde compro yogurt, leche, atún, pan, agua, bolsas. Muy atenta Sor Bernarda, incluso traía en el bus unas cajas de chocolates, vasos desechables, fruta y cubiertos para que no les faltara nada a los jóvenes. Al llegar a la comunidad, las Sores se molestaron con Sor Bernarda, no porque gastará dinero, sino porque ellas se sentían muy responsables de acoger a los jóvenes en su comunidad. Al llegar al refrigerador de la sala, nos dimos cuenta que las Sores (hermanas) las tenían llenas de agua y helados, también había mantequilla y una infinidad de comestibles que nos habían preparado. Todos nos dimos cuenta que, sin conocernos, esas bellas hermanas, cumplían desde esa hermosa sonrisa con la que nos recibieron hasta el último detalle de sus atenciones con el bello carisma salesiano, amar a los jóvenes.

20160705_152315-1

20160705_145319

20160705_153314-1-2

Muchos de los chicos de la delegación las describían como ángeles; muchas de ellas ya de edad avanzada (comunidad de hermanas ancianas) pero que poseían un corazón joven. Vimos el gran trabajo que tenían en el Oratorio, el cómo atendían a los niños; realmente mujeres consagradas de calidad. Tampoco podemos describir la gran ayuda de Sor Bernarda, que con tanto trabajo y reuniones de por medio, se tomó el tiempo suficiente para ir a recogernos al aeropuerto, e incluso de prepararnos un hermoso itinerario con guías para conocer los centros más importantes y significativos de Roma. Realmente nos sentimos todos acogidos. Luego de acomodar las cosas, muchos fueron a refrescarse como un anhelado baño, ya que el calor era insoportable y llevábamos dos días seguidos sin bañarnos. Al salir de la ducha, muchos durmieron; se notaba el cansancio de dos días de carrera y carrera. Por la tarde, un grupo de jóvenes salesianos nos recogieron para llevarnos a conocer un poco de Roma y explicarnos la historia desde el palacio de Constantino, la casa de Santa Elena, hasta la Iglesia del Sagrado Corazón de Jesús (última edificación de Don Bosco antes de su muerte).

20160704_164719

20160704_185952

20160704_184817

20160704_172203

Por la noche, luego de probar nuestra independencia, pudimos llegar al colegio, pero antes pasamos por una deliciosa pizza y comimos en la plaza que se encuentra al frente del colegio de las hermanas. Esa fue la primera noche que pudimos descansar completamente después de nuestra llegada a este bello continente. Nuestra primera mañana fue muy divertida, a muchos nos costó la levantado, muchos sentían que era algo cruel pero, debíamos emprender un nuevo día. Por la mañana se limpió el salón que nos brindaron las Sores y, se limpiaron los baños y, tuvimos la gran bendición de que un sacerdote de Santa Cruz, que estudia en Roma, llegara a visitarnos. Algunos aprovecharon para la confesión. Y… Para aumentar a esta gran bendición Sor María, responsable del oratorio nos preparó una pasta para poder prepararla para nuestro almuerzo. Seguidamente, la Delegación de El Alto, debía visitar el oratorio de las Hijas de María Auxiliadora para poder presentar a los niños del Oratorio, las novicias FMA (Hijas de María Auxiliadora) y a las hermanas, los bailes que habían preparado para esta ocasión. Todos los presentes disfrutaron de la cultura boliviana, incluso algunos niños se pusieron a bailar nuestra música, lo mismo los jóvenes animadores; incluso Sor María nos dio una cátedra en el baile de la Diablada boliviana, muy parecido en el salto de la tarantela. Al terminar esta hora de presentación cultural, las Hermanas nos regalaron algunos helados para nuestra salida a continuar conociendo Roma, esta vez El Vaticano.

20160705_190132_001

Llegamos a velocidad Maratónica al Vaticano, con miedo a perder el único espacio que quedaba para llegar a ese lugar santo. Al llegar, vimos una fila imposible de comenzar pues estaba llenísima de gente, pero los guardias nos inspiraron en hacer algo maravilloso: “ganar la indulgencia cruzando la plaza de San Pedro y llegar a completar las cuatro estaciones que pedía el Santo Padre”. No nos importó el calor. Solo queríamos cumplir este gran ofrecimiento y recibir un maravilloso regalo de Dios. Caminamos algunas cuadras hasta el punto de inicio de la peregrinación. El guía nos explicó en qué consistía y nos entregó la cruz de la misericordia para comenzar nuestra peregrinación.

????????????????????????????????????

????????????????????????????????????

????????????????????????????????????

 

????????????????????????????????????

20160705_172130 20160705_172108 20160705_172106

Retomamos nuestros grupos de la Delegación y, los cuatro grupos fueron llevando por turnos esta cruz. Los jóvenes dirigían las paradas; mientras tanto todos acompañábamos con cantos. Durante todo este recorrido la gente nos iba dando camino, incluso algunos voluntarios nos iban conduciendo para llegar a nuestra parada final. Cuando llegamos a la cuarta parada, frente al portal principal del Vaticano nos dimos cuenta que el peregrinaje no terminaba al cruzar la puerta Santa sino se extendía hasta la tumba de San Pedro en el altar mayor. Por ser peregrinos que buscábamos la indulgencia nos abrieron el centro de la basílica (lugar reservado solo al paso del Papa y durante los demás tiempos nadie pasa por el centro). Al llegar a la tumba de San Pedro hicimos la oración final. Fue un momento muy emotivo para todos, ese momento algunos quedaron de rodillas, otros se quedaron haciendo oración frente al altar; quién sabe todas las intenciones que ponían en aquellas bellas oraciones. Tuvimos algunos momentos más en diversos lugares como la tumba de los santos Papas Juan Pablo II y Juan XXIII, y muchos otros Papas sepultados en esta basílica. Terminada toda esta experiencia y luego de algunas vueltas más, regresamos al colegio, para prepararnos a nuestra siguiente visita: Asís.

Asis: Al día siguiente nos levantamos muy temprano, a las 5 de la mañana para salir a la estación y salir rumbo a Asis. En la estación nos encontramos con otra Hija de María Auxiliadora, Sor Gabriela quien nos acompañaría durante esta jornada. El viaje en tren fue tranquilo, muchos dormían pues había mucho cansancio. Al llegar a Asís tomamos un bus hasta el final del camino sobre una pequeña Colina. Caminamos un poco, y llegamos a la Iglesia donde se encontraban los restos de Santa Clara, compañera de San Francisco. Admiramos las reliquias y muchos aprovechamos para hacer oración. Seguidamente pasamos por la casa de San Francisco, y en el patio estaban las estatuas de los padres de San Francisco. Existían emociones internas en ese momento. Al concluir, y caminando otro buen trecho de camino, llegamos a San Francisco, creo que las palabras para describir esta hermosa basílica realmente se quedan cortas. Los cuadros, las paredes, ese estilo de la edificación. Una iglesia grandísima y alta. Saliendo de la Basílica, tomamos otro bus con rumbo a otra Iglesia muy especial. Allí se encuentran los restos de la primera capilla que restauró San Francisco. Una capillita realmente pequeña que los franciscanos han mantenido y que son un tesoro de gran valor para la Iglesia. Luego de todas estas lindas visitas al fin pudimos tener otro breve descanso, habíamos caminado toda la tarde. Aunque haya sido un almuerzo sencillo de atún y pan todos lo sentimos delicioso. Algunos jóvenes generosos y Sor Gabriela se encargaron de prepararlo. Luego del almuerzo a las 3 de la tarde, teníamos que regresar ya que a media noche emprendíamos un nuevo camino y, queríamos despedirnos de las hermanas de la comunidad, antes de que ellas se vayan a descansar.

????????????????????????????????????

Al llegar al colegio, las hermanas estaban sentadas en círculo al rededor del patio, esperándonos para despedirse; fue un bello momento, en el cual agradecimos esa bella acogida que estas santas hermanas nos habían brindado. Sor María (responsable del oratorio), no se despidió personalmente ya que se encontraba un poco indispuesta, pero tuvo la delicadeza de dejar una cartita con sus datos por sí le escribimos más adelante. Al salir y dejar todo ordenado, nos esperaba en la puerta Sor María (directora de la comunidad) para acompañarnos hasta salir del colegio, nos trajo una bolsita con recuerdos que las hermanas nos habían obsequiado para cada uno de nosotros.

20160706_111636

????????????????????????????????????

????????????????????????????????????

????????????????????????????????????

Todos nosotros nos íbamos muy edificados de la comunidad de las hermanas. Llegamos a la terminal y luego de cenar alguna hamburguesa partimos rumbo a Bérgamo. Nuestro rumbo duraría 18 horas de viaje, descansando 6 horas en Venecia para abordar el segundo bus que nos llevaría a Bérgamo. Llegamos a Venecia a las 8:20 de la mañana. Desayunamos y luego dejamos el equipaje en una oficina; y nos fuimos a conocer la preciosa ciudad de Venecia. Lo primero que hicimos fue buscar la Iglesia principal de Venecia para hacer oración y, que este viaje no se quede en simple turismo pues no íbamos a eso. Durante en recorrido admirábamos esta bella ciudad, hermosa en todo sentido. Al llegar a la Iglesia de San Marcos y con calor exagerado durante todo el camino, tuvimos que quedarnos con el deseo de entrar, estaba totalmente llena y, había una gran fila para ingresar. Si por fuera se veía tan bella esa Iglesia, no nos imaginamos la hermosura que tendría por dentro y, como Dios está en todo lugar, buscamos otra Iglesia para hacer oración. Oramos un poco en silencio y luego rezamos los Laudes. Dios fue tan bueno que, nos guió a otra bella Iglesia; ¿quien no se inspira al ver estas edificaciones? Buscamos un barco y navegamos por las bellas aguas de Venecia. Hermosa experiencia.

DSC_2675

 

????????????????????????????????????

????????????????????????????????????

????????????????????????????????????

Ni bien llegamos a tierra buscamos el almuerzo y, nos apuramos para esperar el bus que nos llevaría a Bérgamo. Lastimosamente, llegamos tarde, ya el bus se había ido hacía unos minutos. A principio nos dio miedo pues, las rutas a algunos lugares solo se encuentran una vez al día. Pero el Señor no nos abandonó, hablamos con el encargado del grupo juvenil de Bérgamo y, con mucha calma nos dio algunas sugerencias, ya que dormir en la terminal una noche más después de viajar toda la noche y tantas caminatas habían influido en el cansancio de muchos. Vino la solución tomando un tren a Bérgamo, y debíamos tomarlo de inmediato pero por otra estación. Nuevamente emprendimos camino en barco, y a toda velocidad llegamos a la terminal. Nuevamente era tarde y, nuestra primera opción no se concretizo, y por gracia de Dios hallamos otra ruta, por suerte partía en media hora. Debíamos hacer un transbordo en Verona, esperar más de una hora y tomar el tren rumbo a Bérgamo.

Al llegar a Verona, todos fueron a conocer el famoso castillo de los Montesco y los Capuleto (Novela de Romeo y Julieta). Todo se hizo a gran velocidad para no volver a perder ningún transporte. Al regresar a la estación llegaba el tren y nuevamente emprendimos un nuevo viaje, cada vez se sentía más cerca Bergamo pero, quizás era algo tan anhelado para nosotros que cada vez habían más y más obstáculos. El tren no llegaba a Bérgamo. Se quedaba en Breshia (cercano a Bérgamo); por suerte el Señor no dejaba de ponernos Ángeles en el camino y un señor del tren que controlaba los billetes nos hizo el favor de llamar al siguiente tren que pasaba por Bérgamo, para que hiciera una parada en Bérgamo solamente por nosotros. Al bajar en Breshia debíamos hacer un cambio rápido y, en menos de un minuto llegaba el siguiente tren. Subimos de inmediato y partió, lastimosamente se nos quedaron dos en el camino, pero por suerte una de ellas tenía el número del Padre Daniel (responsable de nuestra estadía en Brembate). Así que ni bien les dejo el tren, se comunicaron con el padre Daniel para buscar la manera de llegar. Llegamos a Bérgamo a media noche, nos esperaban algunas personas de la parroquia de Bérgamo con quienes nos alojaríamos y, por supuesto el Padre Daniel y Don Darío, papá de Ilaria (voluntaria que trabaja con la PJV en El Alto). A los pocos minutos llegaron las que se quedaron en Breshia y nuevamente la Delegación se completaba. Nos dirigimos en autos de las familias a la parroquia y, rápidamente las familias fueron saliendo con los jóvenes designados. Nos gustó ver que muchos esperaban a sus nuevos hijos por dos días con nombre y apellidos. Quedamos de encontrarnos a las 9 de la mañana en adelante. Lastimosamente era tan grande el cansancio que muchos nos dormimos. La mañana del viernes 8 de Julio en Brembate, las personas que nos acogían, nos llevaron a conocer algunos lugares de Brembate, entre ellos la capilla en Honor a San Vittorio, un bello lugar. Luego almorzamos en el Oratorio donde Don Daniel (Padre Daniel), nos invitó una deliciosa pasta. Luego del almuerzo presentamos a los jóvenes del oratorio algunos bailes de Bolivia, pero la dificultad fue que no contábamos con la vestimenta típica y, los jóvenes se quedaron con el deseo de mostrar estos trajes típicos. Finalizando el baile, se invitó a todos los jóvenes del oratorio a bailar. Fue una fiesta juvenil. Los jóvenes de Brembate no se quedaron atrás, también nos compartieron un baile. Terminando la presentación, salimos rumbo a Sotto il Monte (tierra de San Juan XXIII), el gran Papa del siglo XX, revolucionario de la Iglesia y, gran ejemplo de paz y reconciliación. En todos estos recorridos, las familias nos acompañaban en sus autos, acompañados de Don Cesar (Padre Cesar).

20160709_183335

Fue inolvidable esta experiencia de recorrer las tierras del Papa Santo, el Papa del Ecumenismo y del Diálogo interreligioso. Conocimos su casa, la capilla en que se casaron sus padres y el fue bautizado. Los dormitorios donde vivía la familia, y el famoso tío a quien le debía su vocación. También conocimos su residencia (su casa), cuando llegaba a descansar después de algún trabajo o viaje especial. Tuvimos tantos regalos del Señor, incluso de estar en su lecho de muerte (cama donde ofreció su vida al Creador). También de apreciar muchos ornamentos litúrgicos que usó durante su sacerdocio, episcopado y papado. El mismo ambiente reflejaba mucha paz. Luego de tener esta linda experiencia, regresamos con las familias a Brembate. Quedamos de encontrarnos al día siguiente muy temprano para salir a Bérgamo y visitar al Arzobispo de Bérgamo, Monseñor Francesco. Nuestro último día con la comunidad de Brembate fue especial, desde la mañana hasta la tarde. Por la mañana salimos rumbo a Bérgamo, logramos conocer Bérgamo Alto y, las nuevas edificaciones. Llegamos al seminario y, las familias dejaron sus autos. El Padre Daniel nos llevó a la Casa Episcopal, y nos reunimos con Monseñor Francesco que entendía el español, todos los miembros de la Delegación le saludaron y explicaron la labor que ejercían en sus apostolados. Después de dedicarle algunos cantos y una cueca, Monseñor Francesco nos regaló la cruz que les obsequia a todos los voluntarios misioneros que salen de Bérgamo. Todos recibimos la cruz con mucha alegría. Al salir de nuestra reunión, fuimos a conocer un poco de Bérgamo junto al Padre Daniel, visítanos algunas Iglesias, todas muy lindas, que realmente eran dignas de admiran. Pero, pronto se nos hizo tarde, y tuvimos que ir a toda prisa a otra ciudad para el almuerzo. Esta ciudad se llama Verdellino. ¿Que hay en Verdellino? Más que preguntar qué hay, deberíamos preguntarnos ¿Quién es de Verdellino? -De Verdellino es nuestro Obispo Monseñor Eugenio Scarpellini. Fuimos acogidos con mucha atención en el oratorio, recibidos por el Padre Francisco.

20160708_172603

ggggg

 

Las personas que nos recibieron nos prepararon una deliciosa pasta y algo de carne especial del lugar, compartimos con ellos la mesa fraterna y, tuvimos la alegría de conocer a Don Eugenio, primo de Monseñor Eugenio (ambos muy parecidos). También les dedicamos algunas canciones y bailes. Tuvimos que dejarlos pronto ya que la comunidad de Brembate había organizado algunas actividades para la Delegación.

20160709_134913 20160709_133802 20160709_110520 20160709_103934

Llegamos a las casas donde nos acogían para refrescarnos un poco y preparar los trajes típicos para la misa que dio inicio a las 4:30 de la tarde junto a toda la comunidad de Brembate; el Padre Cesar celebró la eucaristía, la homilía la hizo el Padre Daniel y concelebraron la eucaristía otros sacerdotes, entre ellos uno de Verdellino que venía a saludarnos. La delegación canto la misa, y finalizando la eucaristía dimos gracias a toda la comunidad de Brembate por su acogida y en muchas ocasiones trajimos a la memoria a Ilaria (voluntaria italiana) y ese gesto que tuvo en donarse a la misión en El Alto; luego presentamos en la plaza los bailes típicos de Bolivia y se invitó a bailar a toda la gente. Terminando esta actividad compartiendo con la comunidad, pasamos a compartir una cena en el oratorio junto a las familias que nos acogían.

20160709_183335

20160709_174323

20160709_190545 20160709_185216 20160709_185036

Luego tanto ellos como nosotros, nos dedicamos muchas canciones. Al día siguiente debíamos salir muy temprano, y tuvimos que concluir. Nos despedimos de todos, y se notaba que en pocos días habíamos creado verdaderos lazos de comunión. Regresamos a las familias y, quienes pudieron dormir gozaron de un poco de descanso, ya que nos citamos a las 3 de la mañana en el Oratorio. Muchas familias se ofrecieron a llevarnos al aeropuerto. Cada Atencion que nos brindaron fue dejando en nosotros ese sentimiento de eterna gratitud. Nos despedimos nuevamente de otros ángeles que nos acompañaron en este peregrinar. Fue así que continuamos nuestro camino, siguiente parada: París. El avión partió a las 06:30 de la mañana y, a Dios gracias llegamos con bien. Nuevamente en un lugar desconocido nos esperaba alguien que nos orientaría. Probamos nuestra independencia al llegar al centro de París desde el Aeropuerto Beauvides y, al llegar a la parada del bus, nos esperaban una familia boliviana, conocidos de un miembro de la Delegación: Pilar. Nos llevaron a toda prisa a la famosa Torre Eifel que, nos quedaba en el camino rumbo a la Estación Gare de Lyon. Logramos tomarnos algunas fotografías a toda velocidad y regresar a la estación rumbo a Gare de Lyon. Llegamos con media hora de anticipación.

El Papá de una amiga de una de las integrantes de la delegación, nos consiguió algo para almorzar y, sin saberlo celebraban el cumpleaños de su hija, y al tener a jóvenes bolivianos entre ellos, llevaban una torta de cumpleaños para cantar cumpleaños a su hija. Luego de cantarle en la estación nos dispusimos a encontrar el tren que nos llevaría a Macón Loghe. Ni bien vimos en la pantalla el anuncio de la salida del tren, nos fuimos de inmediato a los asientos y enseguida partió el tren. A penas logramos despedirnos de estos otros ángeles que nos condujeron a nuestro destino. Ya en el tren nos encontramos con otros jóvenes que iban a Taize.

 

20160712_123120 20160712_100924 20160711_133203 20160711_090535 20160711_083613

20160715_094414

20160712_130027

20160714_190137

El viaje fue corto pero, muy aprovechado por todos para descansar. Llegamos a Macón Loghe a las 3:20 de la tarde, y continuamos recibiendo regalos del Señor.

Al encontrar a otros peregrinos que iban a Taize, aprovechamos la oportunidad para guiarnos por ellos. vivimos una experiencia de oración y recogimiento espiritual, al mismo tiempo  que compartimos y conocimos gente de diferentes paises del mundo.

20160702_202511.jpgdddd

El domingo 17 de julio salimos de Tayze rumbo a Gostyn y luego a Dolsk para iniciar la pre – Jornada previa a la Jornada Mundial de la Juventud.

20160720_171905 20160720_151634

jjjjj

20160720_151630 20160720_174921

13729016_10207068837383414_3523934469073795989_n 13707763_10207068838023430_5423004917773285857_n 13707763_10207068838023430_5423004917773285857_n 13775484_10207068839263461_7428762475058203325_n 13775577_10207068835503367_3570056294368438619_n 13782160_10207068835183359_7770221031384556142_n

 

 

 

 

 

Graciela Arandia de Hidalgo



Nuestro sitio web utiliza cookies para que usted tenga una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando estará dando su consentimiento y la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies